Especialistas mencionan que la discapacidad va en aumento

Los profesionales advierten a nivel mundial que la mayoria de las personas tendrán alguna afectación en algún momento de su vida.

Investigadores mexicanos, afirman que la mayoría de personas en el planeta sufrirán alguna discapacidad de tipo permanente o transitorio en algún momento de su vida, lo más probable en la vejez, ya que en esa etapa se padecen dificultades crecientes de funcionamiento.

Elia Lázaro Jiménez, coordinadora del Centro de Estudios e Investigación Social y Salud de la Escuela Nacional de Trabajo Social, comentó que las personas que nacen con alguna discapacidad, “puede adaptarse a distintas circunstancias en el transcurso de su vida, pero quien no nace con esa condición, necesita de apoyos físicos y emocionales, y es cuando demanda desarrollar mayor resiliencia, que es el potencial para sobreponerse a periodos de dolor emocional y adversidades”.

En el planeta millones de personas viven con alguna discapacidad, que es aproximadamente 20 por ciento de la población total, la mayoría de tipo motriz, visual o mental y según la Encuesta Mundial de Salud, de ese total, 110 millones de personas tienen dificultades significativas que afectan de manera severa sus actividades cotidianas.

Gráfico: Miguel Ulloa.

Gráfico: Miguel Ulloa.

El manejo del estrés, el enfrentamiento a las adversidades, una actitud positiva, autoestima, motivación, sentimientos de esperanza, independencia, introspección, capacidad de relacionarse, tener iniciativa, incluso tener sentido del humor, creatividad y moralidad, son pilares para salir de situaciones complejas como una discapacidad.

“Si no reconocemos nuestro pasado será difícil vivir el presente y pensar en el futuro, algo que nos ayuda a ser resilientes es aprender de eventos previos, cómo nos han afectado y cómo los hemos superado, los cambios son parte de nuestra vida cotidiana y podemos verlos de una manera positiva”, indicó Elia Lázaro Jiménez

El número de personas con alguna discapacidad crece debido al envejecimiento poblacional y al incremento de problemas crónicos de salud, indicó Guadalupe Cañongo León, integrante del programa único de especializaciones en trabajo social en modelos de prevención con adultos mayores de la Escuela Nacional de Trabajo Social.

Durante la conferencia “Discapacidad y vejez: implicaciones sociales y de salud”, la investigadora señaló que la prevalencia de las discapacidades es mayor en países de medianos y bajos ingresos económicos, y los sectores más vulnerables son las mujeres y los ancianos.

Y a pesar de que la edad avanzada de las personas y el riesgo de discapacidad se correlacionan, no significa que una sea sinónimo de la otra, ni que todos los adultos mayores, estarán en esa condición.

Por Mariano Rivapalacio (Heraldo de México)